Otra vez la ofensiva de los universitarios falló

Dani Alves y su pierna privilegiada salvaron la noche de los Pumas para ponerle medio gol a Nicolas Freire, que encontró el empate al 89′, dejando al Mazatlán con ganas de llevarse su primera victoria del torneo. La igualada 1-1 que rescataron los universitarios evitó que se empañara el debut del brasileño, que mostró su valía como refuerzo, apoyando al equipo los 90 minutos Alves se lució jugando como volante y abriendo espacios para los universitarios, en el primer tiempo sacó vistosas jugadas, paredes y combinaciones con Eduardo Salvio quien fue su mayor cómplice. Desde que hizo su aparición en la cancha eclipsó al público que aplaudió todo. Sus pases, vivezas y hasta las faltas contra los zagueros del Mazatlán. Lució en excelente condición física pese a que apenas llegó a la Ciudad de México el viernes pasado. Otra vez la ofensiva de los universitarios falló en el último toque, por más que se prodigaron en llegadas y que salieron a proponer el partido, el gol se les negó. Mazatlán, en cambio, no perdonó y al 74′, Eduard Alexander Bello puso el 1-0 con un cabezazo en el que aprovechó las bondades de la zaga. Fue la única opción clara que tuvo el cuadro mofado en el encuentro y con eso bastó para poner a los Pumas a sufrir. La afición cumplió y casi llenó el Estadio Olímpico Universitario, 35 mil 423 aficionados se dieron cita en las gradas superando los 15 mil de los últimos dos encuentros. Mazatlán se replegó, defendió con uñas y dientes el gol. Pero apareció Nicolas Freire quien aprovechó un tiro de esquina que cobró Dani Alves por izquierda para anotar el 1-1 y salvar la noche al 89′. El próximo domingo los universitarios reciben al Monterrey.
Artículo Anterior Artículo Siguiente