La exportera, retirada en 2016 tras 202 partidos

Una leyenda del futbol femenil ha sido declarada culpable de conducir bajo los efectos del alcohol y recibió una condena de dos años de prisión en suspenso. Nos referimos a Hope Solo, quien fuera guardameta de la Selección de Estados Unidos y es considerada entre las más emblemáticas jugadoras. En el incidente, ocurrido el 31 de marzo, Solo fue arrestada en Carolina del Norte después de ser hallada inconsciente al volante de su vehículo en el aparcamiento de un centro comercial, con sus hijos gemelos de dos años en el interior del auto. Las pruebas mostraron que la exarquera, de 40 años, tenía una concentración de alcohol en sangre tres veces superior al límite legal. Solo recibió una sentencia de dos años de cárcel, que quedó en suspenso, por parte de las autoridades del condado de Forsyth, informó el diario Winston-Salem Journal. “ Me enorgullezco de mi maternidad y lo que he logrado junto a mi esposo con nuestras mellizas de dos años en este par de años de pandemia, sin embargo, cometí un error, el más grande de mi vida. Menosprecié lo destructivo que se ha convertido el alcohol en mi vida”, publicó la exjugadora en redes sociales tras difundirse la sentencia. La estadounidense también recibió una condena activa de 30 días que, de igual forma, quedó compensada por 30 días que Solo pasó internada en un programa de ayuda contra el alcoholismo tras su arresto, señaló el diario. Por el incidente, también afrontaba cargos por resistirse a la autoridad y poner en peligro a niños, pero fueron desestimados. La exportera, retirada en 2016 tras 202 partidos internacionales, es una de las figuras más populares del futbol en Estados Unidos desde los triunfos con su Selección en los Juegos Olímpicos de 2008 y 2012 y el Mundial de 2015.
Artículo Anterior Artículo Siguiente