Aún estaba en la Selección Sub-17 y

Relajado como pocas veces se le vio ante los micrófonos siendo futbolista, Rafa Márquez “se soltó” platicando con El Escorpión Dorado en YouTube y abordó absolutamente todo lo referente al presente de la Selección Mexicana y creemos que tiene “algo” de autoridad para opinar si consideramos que jugó cinco Mundiales de verde. Uno de los temas tocados por el Káiser es la alarmante falta de gol en el Tri con gente como Raúl Jiménez, Rogelio Funes Mori, Henry Martin, Jesús Manuel Corona, Hirving Lozano y Santiago Giménez sin producir lo mínimamente necesario; ante este escenario, Rafa Márquez pide que se convoque a Chicharito con un argumento demoledor que deja muy mal parados a todos los previamente mencionados. “ Yo sí llevaba al Chicharito a la Selección, es el máximo goleador de la historia y para como está la Selección que no le mete gol ni al arcoíris, tiene que estar. El principio de la era del Tata nos enamoró, pero de algunos meses para la fecha nomás no andan”, aseveró el michoacano. Rafa duda del carácter de César Montes En este Tricolor también se acusa que no existen verdaderos líderes como el mismo Márquez Álvarez lo fue en su momento y antes gente como Cuauhtémoc Blanco, Oswaldo Sánchez, Nacho Ambriz y varios más; el ex del Barcelona coincidió en ello e incluso cuestionó a César Montes para ese rol portando el gafete. “ César Montes tiene gran calidad, pero no sé si tiene el carácter para ser ese líder que se necesita en la Selección como defensa. Digo que sí hay líderes, pero su forma de ejercer el liderazgo no es tan imponente como García Aspe o Claudio Suárez anteriormente”, expuso. El día que Luis García reventó de una patada a Márquez Ya viajando al pasado, el de Zamora, Michoacán, recordó una de sus primeras experiencias con la Selección Mexicana, aunque no estando él en la Mayor, sino en la Sub-17 en un curioso amistoso contra las figuras de entonces, donde estaba Luis García, el famoso Doctor de TV Azteca, quien le reventó una patada a Rafa por hacerle un quiebre de cintura. “ Aún estaba en la Selección Sub-17 y en la era de Miguel Mejía Barón, la Mayor preparaba el Mundial de 1994. Entrenaban en las mismas instalaciones y ellos no se completaban porque faltaban jugadores que seguían en Liguilla o tenían vacaciones. Nos llaman para que juguemos con ellos un partido de preparación y en ese juego a mí se me ocurre salir jugando cuando viene corriendo Luis García, le pego un recorte y se va de largo, por allá lo vi. Sigo jugando y en la siguiente jugada me levantó de un patadón y no pude decir nada, yo calladito porque siendo un chamaco de la Sub-17 y él ya figura de la Mayor”, contó entre risas.
Artículo Anterior Artículo Siguiente